viernes, 19 de mayo de 2017

Hace once meses Mami se fue al cielo… Misa Cumple Mes.

Por siempre para mí queda marcado el 25 de junio de 2016, porque en este día Mami se fue al cielo. Han pasado 11 meses. En verdad deseaba un tiempo adicional con ella, Adela Martínez Cruz, pero porque soy hombre, ¡sigo llorando de corazón y con razón!

El jueves 25 de mayo de 2017, se estará llevando a cabo la décima Misa de Cumple Mes por el eterno gozo y paz de Mami, en la Catedral de Ponce en la Misa de las 12:00 del mediodía. Pronto se cumple un año de la partida de Mami.

El martes 25 de abril de 2017 se llevó a cabo la novena Misa de Cumple Mes en la Catedral de Ponce. Todavía ase destacaba el color rojo de la Fiesta de Resurrección.

El Evangelio fue según Marcos 16:15-20:
En aquel tiempo, se apareció Jesús a los once y les dijo:
«ld al mundo entero y proclamad el Evangelio a toda la creación.
El que crea y sea bautizado se salvará; el que no crea será condenado.
A los que crean, les acompañarán estos signos: echarán demonios en mi nombre, hablarán lenguas nuevas, cogerán serpientes en sus manos y, si beben un veneno mortal, no les hará daño. Impondrán las manos a los enfermos, y quedarán sanos».
Después de hablarles, el Señor Jesús fue llevado al cielo y se sentó a la derecha de Dios. Ellos se fueron a predicar el Evangelio por todas partes, y el Señor cooperaba confirmando la palabra con las señales que los acompañaban.

En la homilía, el sacerdote Julio dijo que hay cuatro evangelistas: Mateo, Marcos, Lucas y Juan; y que de Marcos es el Evangelio más antiguo. Predicó que somos como patas de una mesa; que si una pata se quita, si se pone en las manos de Dios, recapacita. Para eso, partió del ejemplo de Marcos, quien en un momento dado se separó de la tarea evangelizadora, pero regresó. Dijo el sacerdote que Dios nos necesita con todas las debilidades y exhortó a que marcos nos ayude para tener fuerza para dar testimonio.    

Rumbo a la Catedral, miré hacia el cielo, en el escenario arquitectónico propio de Ponce. Mucha de la educación formativa por mis padres, se dio en esos escenarios señoriales y de pueblo. Las rutas y los llamados siguen…  

Ante tantos recuerdos, la muerte y las teorías sobre la “buena muerte” siguen siendo el mayor misterio. ¿Imperan siempre el “tiempo de Dios” y la “voluntad de Dios”? En un mundo en que hay más de 4,000 religiones, es propio buscar trascender y encontrar lo correcto que en verdad edifique a todo el ser. Cuando dejan de funcionar los clichés y los tradicionales libretos memorizados, comienza la verdadera búsqueda del genuino bálsamo y de la verdad. Es en ese nivel que se puede crecer como seres humanos. Que se redefina el tiempo de Dios como cada obra y hazaña que hace presente algo positivamente impactante y revolucionariamente trascendente.

Mi madre tenía una voz que daba serenidad ante todo, y una sensibilidad y humildad que le daban autoridad. ¡Que mucho se necesita hoy ese nivel de cátedra y serenidad que respeta y no necesita recurrir al grito o al estilo cuestionable! Imposible contener las lágrimas al recordar la última vez que mi madre me dijo “Dios te bendiga”.

Mi madre mereció más en la vida, y al mismo tiempo le dio luz a todo lo que tuvo y alcanzó. Haya gozo eterno a ella y paz a todos los que seguimos perseverando. ¡Mi alma sigue llorando con la inspiración en quien afirmó que Dios se creció al crear a la mujer! ¡Sigo llorando y sentidas lágrimas permanecen en el interior; con amor, sentimientos y todo lo que supera palabras! ¡Lloro de corazón y con razón!

A 11 meses de distancia, reafirmo: Mami siempre en el recuerdo, perseverancia y fe.

·         “Santísimo Amor de Jesús, te consagramos nuestros corazones, nuestras vidas, y nuestras familias”. --Consagración al Sagrado Corazón de Jesús

·         “Las madres puertorriqueñas ocupan un pedestal en nuestros corazones, un sitial de honor ante el derroche de ternura, amor y sacrificio que ellas regalan diariamente, en la plenitud de su entrega a la familia. Maternidad es sinónimo de protección que comienza al concebir al hijo y perdura siempre no importa los años que éstos vayan cumpliendo. Las madres puertorriqueñas son la fuerza de este pueblo. Lo dan todo: comprensión, consejo, y consuelo. Tienen las madres puertorriqueñas una dignidad ejemplar en la dulzura de su amor y en la valentía de su lucha por los hijos. Las madres traen la paz, y son la esperanza que como suave brisa sopla las velas de la vida para conducirnos a mares tranquilos…
Para aquellas madres que con ejemplo de virtud y abnegación cumplieron su maravillosa misión en la tierra y fueron llamadas a la presencia de Dios, paz, descanso, agradecimiento y gloria eterna en el Paraíso del Padre. A todas las madres, gracias por ser presencia de Dios en medio de nosotros.”. –Rafael Hernández Colón

·         “Jamás en la vida encontrarás ternura mejor, más profunda, más desinteresada y verdadera que la de tu madre". --Honoré de Balzac

·         “Dios no podía estar en todas partes y por ello creó a las madres”. --proverbio judío

·          “Mi madre fue la mujer más bella que jamás conocí. Todo lo que soy, se lo debo a mi madre. Atribuyo todos mis éxitos en esta vida a la enseñanza moral, intelectual y física que recibí de ella". --George Washington

·         “Madres, en vuestras manos tenéis la salvación del mundo”. --Leon Tolstoi











No hay comentarios:

Publicar un comentario